Apple Music se actualiza para incluir carátulas de álbumes animadas

Las plataformas de música en streaming siguen su particular batalla por conseguir nuevos suscriptores y, aunque Spotify es de momento la que más usuarios tiene, tanto de pago como gratuitos, Apple no ceja en su empeño por conseguir arrebatarle el primer puesto.

Lo tiene complicado, pero lo mismo con alguna de las mejoras que está introduciendo en los últimos meses consigue arañar algo.

Y es que los de Cupertino ya lo han intentado de todas las formas imaginables. Sabedores como son de que sus recursos económicos son prácticamente infinitos, lo que les permite llegar a obrar milagros con exclusivas de artistas y esas cosas, ahora quieren convertirse en un escaparate de contenidos animados en algunos de sus álbumes más especiales. Así, al menos, han podido comprobarlo algunos usuarios de iOS y macOS X.

Éstas serán las 10 tendencias de moda que seguirán viendo en 2021.

 

 

De momento en beta, pronto oficial

Así las cosas, Apple Music acaba de sufrir una actualización que estará plenamente funcional con las versiones beta 14.3 de iOS y 11.1 de macOS Big Sur, que ya están disponibles para los usuarios con cuentas de desarrollador. Ese descubrimiento les ha permitido disfrutar del arte de las carátulas con movimiento, algo que le dará más vida a nuestro smartphone cuando miremos a la pantalla.

Nuevos álbumes animados en Apple Music.
Nuevos álbumes animados en Apple Music. Apple

 

Ahora bien, no penséis que estas novedades se van a demorar demasiado. Tanto iOS 14.3 como macOS 11.1 Big Sur llegarán a los dispositivos de los usuarios en los próximos días, momento en el que podrán comprobar estas cover animadas en algunos artistas seleccionados. De momento no pueden disfrutarse con la mayoría de los grupos, bandas y cantantes, por lo que a medida que pasen los meses será cuando las compañías editoras se animen a incluir estos nuevos formatos.

Estas animaciones ya estaban presentes en la plataforma para algunas listas de reproducción destacadas por Apple Music pero no en los álbumes, que es a donde han llegado ahora. Es más, el formato permite algunas licencias como superar esa relación de aspecto prácticamente cuadrada de las carátulas, herencia directa de lo que llegaba con los viejos vinilos o los CD más modernos. Como podéis comprobar por las capturas que tenéis más arriba, todo el apartado gráfico aumenta su tamaño hasta prácticamente más de la mitad de toda la pantalla.

Estos cambios serán visibles para todos los usuarios que cuenten con una suscripción a la plataforma de música o aquellos que la tengan incluida en su plan de Apple One que entró en vigor en España a principios del mes de noviembre.

 

Fuente\  cincodias.elpais.com Portal de tendencias

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Miradas Magazine

Miradas Magazine

Revista digital de marketing, turismo, tecnología, negocios, arte y emprendimiento.

Compartimos el mejor contenido para ti!

Comparte:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on pinterest
Pinterest
Share on linkedin
LinkedIn
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

MANTENTE CONECTADO
Banner Promo Destinos
Mas Vistos
Categorías
Etiquetas
Publicidad
Mira Quien Nos Visita
NEWSLETTER
Subscribe our newsletter to stay updated.
En Clave

Artículos Relacionados

Nota Residuos de paneles solares

Residuos de paneles solares: El mundo se enfrenta a un gran problema

Ocho millones de toneladas de paneles solares podrían llegar al final de sus vidas útiles para 2030. Los científicos federales están advirtiendo que una ola de desechos de paneles solares puede llegar a los vertederos de basura en forma masiva a menos que los investigadores descubran maneras de reciclarlos.

Nota contaminacion tecnologica

La contaminación tecnológica, un problema del siglo XXI

Móviles, tabletas, portátiles… La proliferación de dispositivos digitales se está convirtiendo en un problema para el planeta porque, cuando su vida útil finaliza —al año se generan casi 50 millones de toneladas de chatarra tecnológica—, su tasa de reciclaje es insuficiente. Aumentarla es clave para frenar el cambio climático y evitar el deterioro del medio ambiente.